Las sombrillas de playa sólo evitan un 34% de la radiación solar

Las sombrillas de playa sólo evitan un 34% de la radiación solar

Sombrilla

Sombrilla

Un estudio reciente publicado en Photochemistry and Photobiology  por investigadores de la Universidad de Valencia demuestra que bajo un parasol de playa seguimos recibiendo un 66% de radiación solar.

Durante años, hemos visto familias que siguiendo costumbres veraniegas acarrean incómodos parasoles a la playa, donde con duras penas conseguirán encontrar un hueco donde plantarlos.

Tales artefactos tienden con las ventadas habituales de la playa a salir disparados como proyectiles y con el peligro que ello conlleva para los veraneantes situados a sotavento!

Muchas familias permanecen tranquilas debajo de la sombrilla, incluso aprovechan para echar alguna cabezadita o incluso una siesta completa después de un picnic o de una paella en el chiringuito cerca del mar.

Hay de ellos, incautos, que no saben que debajo del parasol seguimos recibiendo un 66 % de radiación solar.

Los australianos, que con esto del cáncer de piel nos llevan buena ventaja, ya hace años empezaron a fabricar sendas prendas con tejidos especiales de protección solar. Recuerdo un viaje a Sídney donde me invitaron a realizar una ponencia en el congreso Mundial de Dermatología en el año 1997 y me sorprendió ver como en todos los edificios públicos en aquel entonces el gobierno municipal ofrecía de forma gratuita dispensadores de 5l de crema solar para evitar que las personas se expusieran a la temida radiación solar de aquella zona. Como fuentes de agua, las fuentes de protección solar gratuitas distribuidas estratégicamente por la ciudad les resultan mucho más baratas que el tener que curar el cáncer de piel.

Sombrilla

Sombrilla

Al ser Australia un país ecuatorial, los habitantes que se encuentran en esta latitud deberían tener la piel negra, como ocurre sabiamente con los aborígenes, para protegerse del sol. Pero la llegada de irlandeses y escoceses deportados por los británicos allá en el siglo XVIII motivó el tremendo incremente de cáncer de piel en este continente.

La piel de los sujetos rubios o pelirrojos de ojos azules o verdes no esta preparada para recibir tal radiación solar, y los dermatólogos más observadores pudieron observar como incluso en las zonas cubiertas por la ropa los sujetos seguían desarrollando cáncer de piel.

A partir de este momento se empezaron a producir tejidos específicos de protección solar algunos con altísima eficacia e incluso de vendieron aditivos para la lavadora que añadían protección solar a nuestras prendas más habituales.

Sombrilla

Sombrilla

La ropa habitual permite el paso de la radiación solar, de forma mayor o menor en base a el tipo de tejido y debajo de una sombrilla el sol que se refleja en el agua o en la misma arena sigue llegando hasta nosotros. Por suerte algunos fabricantes incluyen ya protección solar a las sombrillas de playa como se puede encontrar incluso en Amazon.

Por supuesto que fototipos (ver entrada al blog sobre fototipos) más oscuros, como personas con ojos marrones o negros y pelo castaño o oscura tendrán menor tendencia a sufrir las consecuencias de esta radiación, pero ojo con los sujetos de piel clara, ojos claros pelo claro y con muchos lunares ellos son las personas de mayor riesgo.

Recuerden debajo de la sombrilla, el sol nos sigue dando como han demostrado los colegas del grupo de investigación solar de Valencia. Apliquen protección física o crema solar para evitar males mayores.

Para leer el artículo completo

Para descargar el artículo en PDF Photochemistry and Photobiology

Ramon Grimalt
Grimalt Dermatologia

2017-09-14T10:41:01+00:00