Por su interés y por las peticiones de información que recibimos en nuestras consultas, reproducimos un post publicado en 2015 por Francesc Grimalt sobre cómo una dieta adecuada puede ayudar a que la piel responda mejor ante los brotes de una enfermedad tan molesta.

Dieta en la psoriasis

Muchos pacientes buscan mediante la dieta controlar un poco mejor su psoriasis.

En nuestras consultas disponemos de hojas de instrucciones sobre la dieta que se puede recomendar a los pacientes a los que se diagnostica psoriasis. Estas recomendaciones pueden constituir un consuelo para algunos de ellos.

Hasta ahora, los dermatólogos les hemos respondido que no podía hacer nada para evitar, o retrasar, la aparición de un nuevo brote de su erupción. Cuando sucede, sí se puede tratar. A los enfermos que sienten el legítimo impulso de incorporar un cambio en sus hábitos de conducta o de alimentación, a fin de poder hacer algo activo por su cuenta, estas hojas de instrucciones les ofrecen la posibilidad de satisfacer su deseo.

Nuestras instrucciones ocupan una hoja de dos páginas de DIN A4. Figuran allí los razonamientos técnicos del motivo de cada recomendación. Ofrecemos un resumen de ellas:

  • Consumir vegetales y fruta en abundancia, en el almuerzo y en la cena.
  • Una vez al día comer vegetales crudos.
  • 2 o 3 piezas de fruta al día.
  • Ingerir dos puñados de frutos secos al día, pero éstos no deben ser ni tostados ni salados.
  • Consumir más pescado que carne.
  • Pescado, 4 veces por semana. Dos de ellas, el pescado debe ser azul.
  • Comer pan integral, pastas integrales.
  • Consumir marisco, mejillones, aceite de oliva, aceite de colza, legumbres, nueces.
  • También, por los probióticos que contienen, yogur o quefir y chucrut (Sauerkraut).
  • Pipas de girasol (crudas!) que aportan gran cantidad de vitamina D, tantas veces en carencia en la psoriasis.

¡Por qué entregamos ahora estas recomendaciones sobre la dieta, y no lo hemos efectuado antes? ¿Es que se trata de conocimientos nuevos? No, no lo son. Todas nuestras recomendaciones se apoyan en hechos científicos verdaderos actuales, y por tanto, es aconsejable proporcionarlos a los pacientes. Éstos, y también individuos sin psoriasis, siguiendo esta dieta conseguirán una mejor salud, y podrán vivir durante más años.

Resulta que esta dieta, que queda al extremo opuesto de las hamburguesas y la comida rápida, conviene a todo el mundo. Pero, a modificar el curso y la intensidad de los brotes de psoriasis, ayudará muy poco. En realidad, la psoriasis se beneficia más de la hidratación diaria y constante de toda la piel, tanto si ésta se encuentra en frase de brote de la enfermedad, como en el estado quiescente, libre de lesiones, entre brote y brote.

Por lo que hace a cremas de marca reconocida, no necesariamente de precio elevado, que se pueden adquirir tanto en farmacias como en supermercados, hay que evitar su aplicación tanto en la cara como en la parte alta del tronco, para evitar la formación de minúsculas falsas pústulas de acné. Observamos que en general, a las mujeres les cuesta poco el uso de cremas emolientes.

Algunos hombres son más reacios a ello. A los dos géneros que sufran psoriasis, les convendría dormir más horas. Hay personas que no pueden hacerlo por exceso de trabajo. Otras, a las que, infortunadamente, su trabajo no les debe proporcionar ningún placer, arguyen que » después de trabajar todo el día, por la noche quieren ‘vivir un poco’ también», y quedan hasta tarde, mirando con medio interés la televisión, con sus anuncios, siempre repetidos.

Actualmente, esto es lo que hay con la dieta en la psoriasis. Cuando nosotros entregamos una hoja de recomendaciones sobre la dieta a seguir por un individuo con psoriasis, estas recomendaciones son ciertas, se apoyan sobre verdades científicas del momento actual (que variarán en los años futuros), y seguirlas le proporcionaran más años de vida de mejor calidad. Pero le advertimos que no podemos admitir que vuelva a visita al cabo de unos años y se queje de que ha seguido las recomendaciones al pie de la letra, y brotes y brotes seguidos de psoriasis no han cesado de aparecer.

Francesc Grimalt
Grimalt-Dermatología